Análisis de experiencias

botón mcyas reducido

Autoservicio McCormick

Indique sus experiencias profesionales más relevantes en cada una de las funciones y experiencias numeradas en la oferta.
Descríbalas en su "Inventario de experiencias" siguiendo las instrucciones que siguen aquí abajo.
Traslade a la oferta únicamente los títulos de las experiencias correspondientes a cada número del anuncio.
Utilice sólamente sus últimos diez años.

El análisis de sus experiencias y su inventario es la pieza básica del autoservicio.
Analice y clasifique los problemas de empresa que ha afrontado y los que ha resuelto, y sus actuaciones (experiencias).
El inventario se formará por acumulación de análisis de demandas y problemas. Se irá actualizando con cada nueva demanda analizada.
No nos interesa nada por ahora su CV. Guárdelo bien. Queremos que se centre ud. en las “demandas” de los empleadores/clientes.

INVENTARIO DE EXPERIENCIAS 

Empresa:
Puesto, Ciudad, País, mm/aaaa-mm/aaaa:                             
Título de la experiencia:
Problema, escenario:
Actuación personal:
Hitos:
Resultados:
Valoración externa:
Testigos:
Componentes:

Es importante que escriba con detalle y realismo, aunque duela. Este documento debe ser secreto.
Por ahora, nada de marketing. Intente librarse de su discurso habitual ante los entrevistadores.

Tiene un ejemplo en: Autoservicio – Búsqueda, hoja Experiencias


Problema, escenario:
Título de la experiencia: 
Un título breve para cada experiencia. Ejemplo: Plan Marketing 2008
Describa el escenario de la empresa, el problema de negocio, la situación del departamento o el marrón que hicieron que su actuación personal fuera esa y no otra.
No maneje grandes conceptos aéreos, estrategia, transformación, profesionalidad, etc. Aterrice, utilice problemas reales, concretos, prácticos, diarios, bocados de realidad. 

Actuación personal
Describa su participación, no la de su mejor colaborador ni la de su equipo, jefe o empresa.
Aclare sin ninguna ambigüedad los siguientes puntos:

A origen (iniciativa personal, práctica habitual, encargo recibido…),
B preparación (estudio de mercado, benchmarking, ocurrencia personal, no la hubo),
C su idea (táctica, objetivo, medios, no era mía),
D su actuación concreta (coordinar al equipo, inspirar, ejecutar como uno más, controlar, difundir…)

Hitos
Que ilustren sus posibles méritos o expliquen su fracaso.
Pistas: lo diferencial del proyecto, dificultades especiales, momentos críticos o lo pintoresco de su evolución.

Resultados
A, obligatorio: el entregable (un puente, un producto, una plan de inversión…).
B lo cuantitativo (cantidades, porcentajes, aumentos, disminuciones, ahorros…).
Si no hay más remedio, C lo menos cuantitativo (plazos, calidades, % avance…).
D Impacto (en el negocio, “ni lo leyeron”), amplitud (áreas de la empresa afectadas), permanencia (lleva 3 meses en vigor, no se ha aplicado…, no sé)

Valoración externa
Anule aquí su opinión personal.
Recoja indicios (aumento salarial, ascenso, traslado, despido, felicitaciones o reprobaciones, premios, rastro en Internet)
que documenten la posible opinión de su jefe o jefes, empresa o clientes.

Testigos
[Nombre/apellido/apellido/Puesto-Empresa entonces/Puesto-empresa ahora] de personas que podrían dar referencias de esa actuación.

Componentes
Aunque usted vea su trabajo como una función única, intente ver los componentes secundarios de esta experiencia.
Elija una o varias de las siguientes etiquetas:
/Negocio (impacto en) /Marketing /Comercial /Procesos (innovación) /Personas (gestión de) /Digitalización /No lo entiendo.

¿Por qué?

En el mercado laboral se ‘vende’ de todo, experiencia, títulos, actitudes, aptitudes, pasión, blabla, potencial, marca personal… Hay cheerleaders jaleando que es eso lo que hay que vender. Perogrullo decía que es más fácil vender lo que se ‘compra’, ponía el oído en el empresario y sus necesidades. ¡Clientecéntrico que era Perogrullo! Las empresas tienen problemas, todos de negocio, y compran soluciones. Le proponemos competir con experiencias ‘creíbles’ y ‘relevantes’. En un proceso de selección eso es lo que el contratista intenta descubrir en el candidato. Si no tiene esas experiencias ‘creíbles’ y ‘relevantes’ buscaremos la siguiente oportunidad.

Le vamos a estirar su lado ‘analista’ de problemas, de negocios y demandas actuales, para obtener nuevas perspectivas sobre sus experiencias y su valor. En varias fases intentaremos librarle a) del autodiscurso triunfal que todos llevamos dentro y b) de la mentalidad de CV único imperante y ponerle en condiciones de competir con una base poderosa, un inventario de experiencias (problemas + soluciones) profesionales perfectamente aterrizadas, que el empresario y usted mismo se crean, y perfectamente ordenadas para crear con agilidad ofertas de servicio para cada oportunidad de empleo.

<< Autoservicio  <  Análisis de ofertas |  Análisis de conocimientos >

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s